Sábado
LA EPIFANÍA DEL SEÑOR

DEL EVANGELIO DE HOY:
"Los magos, al ver la estrella, se llenaron de inmensa alegría. Entraron en la casa, vieron al niño con Maria, su madre, y cayendo de rodillas lo adoraron; después, abriendo sus cofres, le ofrecieron regalos: oro, incienso y mirra".

Reflexión:
Los magos, antes de ofrecerle los presentes al Niño, se entregaron a sí mismos adorándole, reconociéndole como Dios.
Día de Reyes, día de regalos. Dios regala a su Hijo a todos los pueblos de la Tierra, y espera de ti que te conviertas en un regalo para El y para los demás.