Sábado

DEL EVANGELIO DE HOY:
"Jesús vio a Leví, el de Alfeo, sentado al mostrador de los impuestos, y le dijo:
-Sígueme.
Se levantó y lo siguió".

Reflexión:
Mateo es un pecador público, pero el Señor ve dentro de él un deseo profundo y sincero de cambiar de vida, de ser "otro". Por eso, ante la llamada del Maestro, lo deja todo y le sigue.
Sueña con ser "otro", más unido a Cristo, y empezarás a percibir con más intensidad la voz de Jesús que te dice: "¡Sígueme!".