Lunes

DEL EVANGELIO DE HOY:
"En aquel tiempo, se presentaron los fariseos y se pusieron a discutir con Jesús; para ponerlo a prueba, le pidieron un signo del cielo. Jesús dio un profundo suspiro y dijo:
-Os aseguro que no se le dará un signo a esta generación”.

Reflexión:
Si no tienes rectitud de intención no podrás creer en el Señor aunque veas signos. Cristo no puede habitar en aquellos que tienen un corazón torcido. Pídele sencillez y Él te confirmará en la fe.

Domingo VI Tiempo Ordinario (B)

DEL EVANGELIO DE HOY:
"-Señor, si quieres, puedes limpiarme".

Reflexión:
Jesús crea a su alrededor un ambiente de acogida. A nadie margina.
Si tú eres discípulo del Señor, deja de considerar leproso a aquel que mantienes alejado de ti. ¡No seas hipócrita y quítate la máscara que esconde la lepra de tu falta de caridad!

Sábado
Santa Escolástica

DEL EVANGELIO DE HOY:
“Uno de aquellos días, como había mucha gente y no tenían qué comer, Jesús llamó a sus discípulos y les dijo:
-Me da lástima de esta gente; llevan ya tres días conmigo y no tienen qué comer, y si los despido a sus casas en ayunas, se van a desmayar por el camino. Además, algunos han venido desde lejos”.

Reflexión:
Ya conoces el final de la historia... el milagro de alimentar a la multitud con unos pocos panes y peces. El Señor quiere repetir el milagro, pero para eso necesita apóstoles que se compadezcan de los que sufren y le ofrezcan todo lo que son y tienen. ¿Quieres serlo tú?

Viernes
Beato Antonio Perulles y compañeros mártires

DEL EVANGELIO DE HOY:
"Presentaron a Jesús un sordo que, además, apenas podía hablar; y le piden que le imponga las manos.
Él, apartándolo de la gente a un lado, le metió los dedos en los oídos y con la saliva le tocó la lengua. Y, mirando al cielo, suspiró y le dijo:
-“Effetá”, esto es: «Ábrete.»
Y al momento se le abrieron los oídos, se le soltó la traba de la lengua y hablaba sin dificultad”.

Reflexión:
Ábrete a Cristo. Déjale entrar y Él también te abrirá a los demás. Romperá tu sordera -chismes, murmuraciones, prejuicios, rencores- y empezarás a escuchar... y la voz del Señor anidará en ti.

Jueves
SANTA JOSEFINA BAKHITA

DEL EVANGELIO DE HOY:
“Una mujer griega, una fenicia de Siria,le rogaba que echase el demonio de su hija. Él le dijo:
- Deja que coman primero los hijos. No está bien echarles a los perros el pan de los hijos.
Pero ella replicó:
- Tienes razón, Señor; pero también los perros, debajo de la mesa, comen las migajas que tiran los niños.
Él le contestó:
- Anda, vete, que, por eso que has dicho, el demonio ha salido de tu hija”.

Reflexión:
Al Señor le gusta una oración de intercesión "peleona" cuando lo que pides nace del amor a los demás. Será señal de que el otro te importa mucho y manifestará una confianza absoluta en la bondad del Señor, a prueba de silencios y aparentes "noes".

Miércoles

DEL EVANGELIO DE HOY:
"Lo que sale de dentro, eso sí mancha al hombre. Porque de dentro, del corazón del hombre, salen los malos propósitos, las fornicaciones, robos, homicidios, adulterios, codicias, injusticias, fraudes, desenfreno, envidia, difamación, orgullo, frivolidad. Todas esas maldades salen de dentro y hacen al hombre impuro".

Reflexión:
Pídele al Señor que purifique tu corazón para que cada vez esté más lleno de Su Presencia. Entonces brotarán de ti pensamientos, obras y palabras que agraden a Dios y que hagan bien al prójimo.

Martes

DEL EVANGELIO DE HOY:
Los fariseos y los escribas preguntaron a Jesús:
-«¿Por qué comen tus discípulos con manos impuras y no siguen la tradición de los mayores?
Él les contestó:
- Dejáis a un lado el mandamiento de Dios para aferraros a la tradición de los hombres”.

Reflexión:
El fariseismo te amenaza: puedes reducir tu relación con Dios a una serie de tradiciones externas, a las que das una importancia desmedida, descuidando sus Mandamientos. Te desvives por cosas sin importancia mientras olvidas lo esencial. Y es entonces cuando te vuelves religiosamente superficial.

Lunes
SANTA ÁGUEDA

DEL EVANGELIO DE HOY:
"En la aldea o pueblo o caserío donde llegaba Jesús, colocaban a los enfermos en la plaza y le rogaban que les dejase tocar al menos el borde de su manto; y los que lo tocaban se ponían sanos”.

Reflexión:
¡Qué fácil es tratar al Señor! No necesitas decirle nada. Basta presentarte ante Él con tus dolencias, con tus miserias, y dejar que su mirada misericordiosa acaricie tus heridas... Mirarle y dejarte mirar.

Domingo V Tiempo Ordinario (B)

DEL EVANGELIO DE HOY:
"En aquel tiempo, Jesús fue con Santiago y Juan a casa de Símón y Andrés. La suegra de Simón estaba en cama con fiebre, y se lo dijeron. Jesús se acercó, la cogió de la mano y la levantó. Se le pasó la fiebre y se puso a servirles.
Al anochecer, cuando se puso el sol, le llevaron todos los enfermos y endemoniados. La población entera se agolpaba a la puerta".

Reflexión:
Acércate al Señor. Cuando sientas que la enfermedad del alma intenta anular tu caridad, acércate más al Señor. Cuando la oscuridad lucha por apagar tu fe, acércate más al Señor. Cuando los problemas quieren envenenarte de desesperación, acércate más al Señor. Y el Señor te curará convirtiéndote en servidor de los demás.

SÁBADO
San Blas, San Agatángelo,San Oscar
y Santa Claudina Thevénet

DEL EVANGELIO DE HOY:
"Al desembarcar, Jesús vio una multitud y le dio lástima de ellos, porque andaban como ovejas sin pastor; y se puso a enseñarles con calma”.

Reflexión:
Señor, enséñame a ver a los demás con tus ojos, para que sepa hacer mías sus cualidades y deficiencias, y pueda ser para ellos instrumento del Amor que tú me das.

Viernes
Fiesta de la Presentación del Señor

DEL EVANGELIO DE HOY:
344. DEL EVANGELIO:
"Cuando entraban con el niño Jesús sus padres para cumplir con él lo previsto por la ley, Simeón lo tomó en brazos y bendijo a Dios diciendo:
– Ahora, Señor, según tu promesa,
puedes dejar a tu siervo irse en paz.
Porque mis ojos han visto a tu Salvador, a quien has presentado ante todos los pueblos: luz para alumbrar a las naciones y gloria de tu pueblo Israel".

Reflexión:
Cristo debe ser para ti "luz para alumbrar a las naciones". Pero esa Luz debe reflejarse en tu vida cotidiana . Que tus palabras y silencios, y todo tu ser sean ecos de Aquel que ha venido para ser signo de contradicción en medio del mundo.